{country_name} ↓ TRANS_MENU
Elije tu ubicación:
Mi portadaMi portadaMi portada

¿Qué está pasando ahora?

Entrar Entrar con Facebook
Usuario o contraseña incorrectos!
1 2

People Con mucha altura, Flor le respondió a Lanata

EscríbanosEl enfrentamiento entre Jorge Lanata y Flor de la V comenzó cuando el periodista dijo que la actriz “es travesti y no mujer” y “es padre y no madre”. Flor, muy dolida, le pidió que se retracte, algo que Lanata el domingo en su programa dejó en claro que no hará (“no voy a decir ‘Flor de la V es mujer’, porque no lo es, es un travesti”). “Cuando Lanata me ataca me está atacando ilegalmente, porque mal que le pese las leyes protegen mi visión de las cosas y no la de él.

Escríbanos

El enfrentamiento entre Jorge Lanata y Flor de la V comenzó cuando el periodista dijo que la actriz “es travesti y no mujer” y “es padre y no madre”. Flor, muy dolida, le pidió que se retracte, algo que Lanata el domingo en su programa dejó en claro que no hará (“no voy a decir ‘Flor de la V es mujer’, porque no lo es, es un travesti”). En consecuencia, Flor decidió dedicarle una carta abierta para explicar su visión del tema y, de paso, con mucha claridad, aprovechó para aleccionar al periodista.

“Sin nada que lo justificara, Jorge Lanata tuvo para conmigo expresiones de extrema crueldad. Sabido es que, por razones de simpatías o no con la actual gestión, Lanata y yo estamos en veredas diferentes, pero sinceramente no esperaba semejante desfile de comentarios del peor contenido reaccionario”, comienza Florencia. Y continúa afirmando que a Lanata “lo creo un hombre sumamente inteligente, lúcido, y es justamente en virtud de esto que me preocupa que de golpe salgan de su boca expresiones que una suponen son el producto del menos reflexivo de los prejuicios sociales”. “Cuando Lanata me ataca me está atacando ilegalmente, porque mal que le pese las leyes protegen mi visión de las cosas y no la de él. Me parece de suma importancia esta primera cuestión, porque Lanata es de los tantos que admiran ‘en abstracto’ cómo funcionan las leyes en los países desarrollados, pero luego ‘en concreto’ se cree con derecho a pasar por encima de la ley cuando a su opinión se le antoja”.

En otra parte de la carta, Flor se pregunta: “¿A cuánto estamos de decir entonces que las personas como yo somos enfermos? ¿Esta es la reflexión más profunda que se le ocurre a alguien que hasta no hace mucho era considerado un intelectual progresista?”. Y cierra con ironía: “¿Necesitás que sea yo misma quien diga que soy un hombre con documento de mujer, que soy papá y no mamá, que soy trava? ¿Te dejaría más tranquilo eso? ¿Te haría sentir, como en la edad media, que mi confesión sería purificadora? ¿Dejarías de calificar tan livianamente a todos de estúpidos, locos, delirantes e imbéciles? ¿Querés que queme mi DNI como acto de expiación? Tal vez te resulte extraño e incompresible que yo tenga derecho a cambiar lo que según vos no debe cambiarse. Más extraño e incomprensible nos resulta a todos, Jorge, cómo has cambiado vos...”.

La Razón
Hoy
10 Puntos
1

People Flor de la V escribió una carta abierta a Jorge Lanata

Veamos especialmente uno de ellos: Lanata dice "Entonces si yo me creo Napoleón y digo que nací en Córcega el estado tiene que reconocer eso...". Pero lo que hiere gratuitamente son las maneras, y especialmente los ejemplos que utiliza Lanata para descalificar. ¿Desconoce Lanata, intelectual como es, que el ejemplo de Napoleón ha sido usado para graficar algunas de las formas más extremas de la demencia. Más extraño e incomprensible nos resulta a todos, Jorge, cómo has cambiado vos...".

Luego de que Florencia de la V le respondiera en Intrusos a Jorge Lanata tras sus dichos de que ella no era una mujer sino un travesti, la vedette volvió a la carga contra el periodista.

En esta ocasión, de la V decidió continuar expresándose sobre el tema mediante una carta abierta.

Leela, a continuación:

"Hola amigos

Como en otras ocasiones en que lo consideré necesario, esta vez voy a ocupar el contenido de esta columna, que casi siempre transita por el humor, para compartir con ustedes algunas reflexiones sobre cuestiones que son, creo, de suma importancia no solo para mí sino para toda la sociedad.

Como ya todos saben, hace unos días, sin nada que lo justificara (creo que el tema que estaban tratando en su programa de radio era los modos de sexualidad que propone facebook a sus usuarios), Jorge Lanata tuvo para conmigo expresiones de extrema crueldad. Sabido es que, por razones de simpatías o no con la actual gestión, Lanata y yo estamos en veredas diferentes, pero sinceramente no esperaba semejante desfile de comentarios del peor contenido reaccionario. Menos aún los esperaba de alguien que, más allá de su inexplicable y sospechoso giro en materia ideológica, sigue siendo una referencia importante como comunicador y un formador de opinión de indiscutible influencia masiva. Lo primero que tengo para decir al respecto tiene que ver con una sensación que espero sea solo eso y no algo potencialmente más grave. Resulta curioso, paradójico y especialmente alarmante, que justo una semana después de la noticia que nos acarició el alma a todos (hablo de la recuperación de Guido-Ignacio, el nieto de Estela), los medios se poblaran con tres muestras de intolerancia de esas que, como diría la inolvidable María Elena Walsh, "Hacen retroceder a la humanidad en cuatro patas". Primero fue la pavorosa reflexión de Silvia D`auro respecto de la "tendencia que tienen los chicos adoptados a robar", luego fue el comentario de un relator, quien a viva voz trató a Teo Gutiérrez de "negro de mierda", y enseguida el mencionado monólogo medieval de Lanata, quien palabras más palabras menos dijo que yo soy "Un trava con documento de mujer...y que en tal caso no soy mamá sino papá de mis hijos...". Si sumamos estas tres expresiones, no es de paranoicos sospechar que hay mucha gente que todavía procesa la realidad con categorías de pensamiento bien alejadas de las ideas de inclusión, diversidad y tolerancia.

Vamos ahora al nudo de la cuestión. Me he propuesto antes de sentarme a escribir esto no caer en la tentación de descalificar, ofender o expulsar del debate a quienes me atacan. Justamente lo que quiero es evitar una costumbre que últimamente viene potenciando Lanata, quien a segundos de iniciar una argumentación empieza a poblar su discurso con calificativos como "imbéciles", ¨pelotudos", "tarados" y otros términos que expulsan a cualquier oponente de un debate serio y adulto. Yo no pienso que Lanata sea ninguna de esas cosas, por el contrario, lo creo un hombre sumamente inteligente, lúcido, y es justamente en virtud de esto que me preocupa que de golpe salgan de su boca expresiones que una suponen son el producto del menos reflexivo de los prejuicios sociales.

No ha sido fácil mi vida, ya lo he dicho miles de veces. Y esta actualidad que me encuentra plena, reconocida como esposa, mujer y madre no es un éxito mío; es una conquista social que se tradujo en un dispositivo jurídico del estado. Primero, entonces, para que quede bien en claro: cuando Lanata me ataca me está atacando ilegalmente, porque mal que le pese las leyes protegen mi visión de las cosas y no la de él. Me parece de suma importancia esta primera cuestión, porque Lanata es de los tantos que admiran "en abstracto" cómo funcionan las leyes en los países desarrollados, pero luego "en concreto" se cree con derecho a pasar por encima de la ley cuando a su opinión se le antoja.

De todos modos lo más preocupante no es qué dice Lanata sino cómo, porque es en el cómo donde se juegan otros sentidos, que van más allá de una posición tomada. Lanata podría decir que no está de acuerdo con que a personas como yo se las considere jurídicamente mujeres. Por supuesto que no coincido con eso, pero claro que es respetable si realmente piensa o cree eso (¿o acaso ustedes creen que yo misma no he tenido contradicciones y vaivenes en la precepción de mi situación?... No es sencillo ser lo que la mayoría no es...). Pero lo que hiere gratuitamente son las maneras, y especialmente los ejemplos que utiliza Lanata para descalificar. Veamos especialmente uno de ellos: Lanata dice "Entonces si yo me creo Napoleón y digo que nací en Córcega el estado tiene que reconocer eso...". Epa...qué golpe bajo... ¿Desconoce Lanata, intelectual como es, que el ejemplo de Napoleón ha sido usado para graficar algunas de las formas más extremas de la demencia? ¿A cuánto estamos de decir entonces que las personas como yo somos enfermos? ¿Esta es la reflexión más profunda que se le ocurre a alguien que hasta no hace mucho era considerado un intelectual progresista?

Querido Jorge, cuando yo era chica jugaba a ser Rafaella Carrá, pero jamás se me ocurrió pedir que el estado me dé un documento donde diga que lo soy, y me permito sospechar que el congreso de un país no votaría a favor de reconocer como "Napoleón Bonaparte" a quienes crean serlo. La noción de identidad de género es una idea compleja, discutible desde luego, pero es una idea, no es un mamarracho que pueda ser reducido al absurdo en un programa de radio mientras todo el mundo festeja cómo humillás gratuitamente a un ser humano. Por suerte, cuando mis hijos me abrazan sienten que abrazan a una mamá y no al emperador de Francia.

Hace poco, en uno de los habituales raptos de egomanía que tenés, miraste a cámara en tu programa de TV y dijiste a tu fiel audiencia: "Ustedes no saben lo que es ser yo...me gustaría que fueran yo por unos días para que vean contra todo lo que tengo que luchar...". Vos no sabés, Jorge, lo difícil que ha sido ser yo, lo que tuve que luchar y lo feliz que soy por poder haber cerrado el círculo de mis inseguridades, de los prejuicios sociales, de la incertidumbre que supone estar fuera de la ley y, sobre todo, de la aceptación social.

¿Necesitás que sea yo misma quien diga que soy un hombre con documento de mujer, que soy papá y no mamá, que soy trava? ¿Te dejaría más tranquilo eso? ¿Te haría sentir, como en la edad media, que mi confesión sería purificadora? ¿Dejarías de calificar tan livianamente a todos de estúpidos, locos, delirantes e imbéciles? ¿Querés que queme mi DNI como acto de expiación?

Tal vez te resulte extraño e incompresible que yo tenga derecho a cambiar lo que según vos no debe cambiarse. Más extraño e incomprensible nos resulta a todos, Jorge, cómo has cambiado vos...".

Diario Popular
26/08
18 Puntos
1

La carta abierta de Flor de la V a Jorge Lanata

Veamos especialmente uno de ellos: Lanata dice "Entonces si yo me creo Napoleón y digo que nací en Córcega el estado tiene que reconocer eso...". Pero lo que hiere gratuitamente son las maneras, y especialmente los ejemplos que utiliza Lanata para descalificar. ¿Desconoce Lanata, intelectual como es, que el ejemplo de Napoleón ha sido usado para graficar algunas de las formas más extremas de la demencia. Más extraño e incomprensible nos resulta a todos, Jorge, cómo has cambiado vos...".
Crédito: Jorge Lanata dijo que Florencia de la V "es travesti y no mujer" y "es padre y no madre" y la actriz, muy dolida, le respondió en Intrusos. Luego el periodista reafirmó sus dichos y ahora Florencia decidió dedicarle una carta abierta para explicar su visión del tema.A continuación, la carta que escribió Flor de la V:"Hola amigosComo en otras ocasiones en que lo consideré necesario, esta vez voy a ocupar el contenido de esta columna, que casi siempre transita por el humor, para compartir con ustedes algunas reflexiones sobre cuestiones que son, creo, de suma importancia no solo para mí sino para toda la sociedad.Como ya todos saben, hace unos días, sin nada que lo justificara (creo que el tema que estaban tratando en su programa de radio era los modos de sexualidad que propone facebook a sus usuarios), Jorge Lanata tuvo para conmigo expresiones de extrema crueldad. Sabido es que, por razones de simpatías o no con la actual gestión, Lanata y yo estamos en veredas diferentes, pero sinceramente no esperaba semejante desfile de comentarios del peor contenido reaccionario. Menos aún los esperaba de alguien que, más allá de su inexplicable y sospechoso giro en materia ideológica, sigue siendo una referencia importante como comunicador y un formador de opinión de indiscutible influencia masiva. Lo primero que tengo para decir al respecto tiene que ver con una sensación que espero sea solo eso y no algo potencialmente más grave. Resulta curioso, paradójico y especialmente alarmante, que justo una semana después de la noticia que nos acarició el alma a todos (hablo de la recuperación de Guido-Ignacio, el nieto de Estela), los medios se poblaran con tres muestras de intolerancia de esas que, como diría la inolvidable María Elena Walsh, "Hacen retroceder a la humanidad en cuatro patas". Primero fue la pavorosa reflexión de Silvia D`auro respecto de la "tendencia que tienen los chicos adoptados a robar", luego fue el comentario de un relator, quien a viva voz trató a Teo Gutiérrez de "negro de mierda", y enseguida el mencionado monólogo medieval de Lanata, quien palabras más palabras menos dijo que yo soy "Un trava con documento de mujer...y que en tal caso no soy mamá sino papá de mis hijos...". Si sumamos estas tres expresiones, no es de paranoicos sospechar que hay mucha gente que todavía procesa la realidad con categorías de pensamiento bien alejadas de las ideas de inclusión, diversidad y tolerancia.Vamos ahora al nudo de la cuestión. Me he propuesto antes de sentarme a escribir esto no caer en la tentación de descalificar, ofender o expulsar del debate a quienes me atacan. Justamente lo que quiero es evitar una costumbre que últimamente viene potenciando Lanata, quien a segundos de iniciar una argumentación empieza a poblar su discurso con calificativos como "imbéciles", ¨pelotudos", "tarados" y otros términos que expulsan a cualquier oponente de un debate serio y adulto. Yo no pienso que Lanata sea ninguna de esas cosas, por el contrario, lo creo un hombre sumamente inteligente, lúcido, y es justamente en virtud de esto que me preocupa que de golpe salgan de su boca expresiones que una suponen son el producto del menos reflexivo de los prejuicios sociales.No ha sido fácil mi vida, ya lo he dicho miles de veces. Y esta actualidad que me encuentra plena, reconocida como esposa, mujer y madre no es un éxito mío; es una conquista social que se tradujo en un dispositivo jurídico del estado. Primero, entonces, para que quede bien en claro: cuando Lanata me ataca me está atacando ilegalmente, porque mal que le pese las leyes protegen mi visión de las cosas y no la de él. Me parece de suma importancia esta primera cuestión, porque Lanata es de los tantos que admiran "en abstracto" cómo funcionan las leyes en los países desarrollados, pero luego "en concreto" se cree con derecho a pasar por encima de la ley cuando a su opinión se le antoja.De todos modos lo más preocupante no es qué dice Lanata sino cómo, porque es en el cómo donde se juegan otros sentidos, que van más allá de una posición tomada. Lanata podría decir que no está de acuerdo con que a personas como yo se las considere jurídicamente mujeres. Por supuesto que no coincido con eso, pero claro que es respetable si realmente piensa o cree eso (¿o acaso ustedes creen que yo misma no he tenido contradicciones y vaivenes en la precepción de mi situación?... No es sencillo ser lo que la mayoría no es...). Pero lo que hiere gratuitamente son las maneras, y especialmente los ejemplos que utiliza Lanata para descalificar. Veamos especialmente uno de ellos: Lanata dice "Entonces si yo me creo Napoleón y digo que nací en Córcega el estado tiene que reconocer eso...". Epa...qué golpe bajo... ¿Desconoce Lanata, intelectual como es, que el ejemplo de Napoleón ha sido usado para graficar algunas de las formas más extremas de la demencia? ¿A cuánto estamos de decir entonces que las personas como yo somos enfermos? ¿Esta es la reflexión más profunda que se le ocurre a alguien que hasta no hace mucho era considerado un intelectual progresista? Querido Jorge, cuando yo era chica jugaba a ser Rafaella Carrá, pero jamás se me ocurrió pedir que el estado me dé un documento donde diga que lo soy, y me permito sospechar que el congreso de un país no votaría a favor de reconocer como "Napoleón Bonaparte" a quienes crean serlo. La noción de identidad de género es una idea compleja, discutible desde luego, pero es una idea, no es un mamarracho que pueda ser reducido al absurdo en un programa de radio mientras todo el mundo festeja cómo humillás gratuitamente a un ser humano. Por suerte, cuando mis hijos me abrazan sienten que abrazan a una mamá y no al emperador de Francia.Hace poco, en uno de los habituales raptos de egomanía que tenés, miraste a cámara en tu programa de TV y dijiste a tu fiel audiencia: "Ustedes no saben lo que es ser yo...me gustaría que fueran yo por unos días para que vean contra todo lo que tengo que luchar...". Vos no sabés, Jorge, lo difícil que ha sido ser yo, lo que tuve que luchar y lo feliz que soy por poder haber cerrado el círculo de mis inseguridades, de los prejuicios sociales, de la incertidumbre que supone estar fuera de la ley y, sobre todo, de la aceptación social.¿Necesitás que sea yo misma quien diga que soy un hombre con documento de mujer, que soy papá y no mamá, que soy trava? ¿Te dejaría más tranquilo eso? ¿Te haría sentir, como en la edad media, que mi confesión sería purificadora? ¿Dejarías de calificar tan livianamente a todos de estúpidos, locos, delirantes e imbéciles? ¿Querés que queme mi DNI como acto de expiación?Tal vez te resulte extraño e incompresible que yo tenga derecho a cambiar lo que según vos no debe cambiarse. Más extraño e incomprensible nos resulta a todos, Jorge, cómo has cambiado vos...".
Infobae
26/08
14 Puntos
1

Sports People La carta abierta de Flor de la V a Jorge Lanata

Veamos especialmente uno de ellos: Lanata dice "Entonces si yo me creo Napoleón y digo que nací en Córcega el estado tiene que reconocer eso...". Pero lo que hiere gratuitamente son las maneras, y especialmente los ejemplos que utiliza Lanata para descalificar. ¿Desconoce Lanata, intelectual como es, que el ejemplo de Napoleón ha sido usado para graficar algunas de las formas más extremas de la demencia. Más extraño e incomprensible nos resulta a todos, Jorge, cómo has cambiado vos...".

La pelea entre Flor de la V y Jorge Lanata continúa. Ahora, la conductora publicó una carta abierta en su página oficial en respuesta a los dichos del periodista.

A continuación, la carta completa:

"Hola amigos.

Como en otras ocasiones en que lo consideré necesario, esta vez voy a ocupar el contenido de esta columna, que casi siempre transita por el humor, para compartir con ustedes algunas reflexiones sobre cuestiones que son, creo, de suma importancia no solo para mí sino para toda la sociedad.

Como ya todos saben, hace unos días, sin nada que lo justificara (creo que el tema que estaban tratando en su programa de radio era los modos de sexualidad que propone facebook a sus usuarios), Jorge Lanata tuvo para conmigo expresiones de extrema crueldad. Sabido es que, por razones de simpatías o no con la actual gestión, Lanata y yo estamos en veredas diferentes, pero sinceramente no esperaba semejante desfile de comentarios del peor contenido reaccionario. Menos aún los esperaba de alguien que, más allá de su inexplicable y sospechoso giro en materia ideológica, sigue siendo una referencia importante como comunicador y un formador de opinión de indiscutible influencia masiva. Lo primero que tengo para decir al respecto tiene que ver con una sensación que espero sea solo eso y no algo potencialmente más grave. Resulta curioso, paradójico y especialmente alarmante, que justo una semana después de la noticia que nos acarició el alma a todos (hablo de la recuperación de Guido-Ignacio, el nieto de Estela), los medios se poblaran con tres muestras de intolerancia de esas que, como diría la inolvidable María Elena Walsh, "Hacen retroceder a la humanidad en cuatro patas". Primero fue la pavorosa reflexión de Silvia D`auro respecto de la "tendencia que tienen los chicos adoptados a robar", luego fue el comentario de un relator, quien a viva voz trató a Teo Gutiérrez de "negro de mierda", y enseguida el mencionado monólogo medieval de Lanata, quien palabras más palabras menos dijo que yo soy "Un trava con documento de mujer...y que en tal caso no soy mamá sino papá de mis hijos...". Si sumamos estas tres expresiones, no es de paranoicos sospechar que hay mucha gente que todavía procesa la realidad con categorías de pensamiento bien alejadas de las ideas de inclusión, diversidad y tolerancia.

Vamos ahora al nudo de la cuestión. Me he propuesto antes de sentarme a escribir esto no caer en la tentación de descalificar, ofender o expulsar del debate a quienes me atacan. Justamente lo que quiero es evitar una costumbre que últimamente viene potenciando Lanata, quien a segundos de iniciar una argumentación empieza a poblar su discurso con calificativos como "imbéciles", ¨pelotudos", "tarados" y otros términos que expulsan a cualquier oponente de un debate serio y adulto. Yo no pienso que Lanata sea ninguna de esas cosas, por el contrario, lo creo un hombre sumamente inteligente, lúcido, y es justamente en virtud de esto que me preocupa que de golpe salgan de su boca expresiones que una suponen son el producto del menos reflexivo de los prejuicios sociales.

No ha sido fácil mi vida, ya lo he dicho miles de veces. Y esta actualidad que me encuentra plena, reconocida como esposa, mujer y madre no es un éxito mío; es una conquista social que se tradujo en un dispositivo jurídico del estado. Primero, entonces, para que quede bien en claro: cuando Lanata me ataca me está atacando ilegalmente, porque mal que le pese las leyes protegen mi visión de las cosas y no la de él. Me parece de suma importancia esta primera cuestión, porque Lanata es de los tantos que admiran "en abstracto" cómo funcionan las leyes en los países desarrollados, pero luego "en concreto" se cree con derecho a pasar por encima de la ley cuando a su opinión se le antoja.

De todos modos lo más preocupante no es qué dice Lanata sino cómo, porque es en el cómo donde se juegan otros sentidos, que van más allá de una posición tomada. Lanata podría decir que no está de acuerdo con que a personas como yo se las considere jurídicamente mujeres. Por supuesto que no coincido con eso, pero claro que es respetable si realmente piensa o cree eso (¿o acaso ustedes creen que yo misma no he tenido contradicciones y vaivenes en la precepción de mi situación?... No es sencillo ser lo que la mayoría no es...). Pero lo que hiere gratuitamente son las maneras, y especialmente los ejemplos que utiliza Lanata para descalificar. Veamos especialmente uno de ellos: Lanata dice "Entonces si yo me creo Napoleón y digo que nací en Córcega el estado tiene que reconocer eso...". Epa...qué golpe bajo... ¿Desconoce Lanata, intelectual como es, que el ejemplo de Napoleón ha sido usado para graficar algunas de las formas más extremas de la demencia? ¿A cuánto estamos de decir entonces que las personas como yo somos enfermos? ¿Esta es la reflexión más profunda que se le ocurre a alguien que hasta no hace mucho era considerado un intelectual progresista?

Querido Jorge, cuando yo era chica jugaba a ser Rafaella Carrá, pero jamás se me ocurrió pedir que el estado me dé un documento donde diga que lo soy, y me permito sospechar que el congreso de un país no votaría a favor de reconocer como "Napoleón Bonaparte" a quienes crean serlo. La noción de identidad de género es una idea compleja, discutible desde luego, pero es una idea, no es un mamarracho que pueda ser reducido al absurdo en un programa de radio mientras todo el mundo festeja cómo humillás gratuitamente a un ser humano. Por suerte, cuando mis hijos me abrazan sienten que abrazan a una mamá y no al emperador de Francia.

Hace poco, en uno de los habituales raptos de egomanía que tenés, miraste a cámara en tu programa de TV y dijiste a tu fiel audiencia: "Ustedes no saben lo que es ser yo...me gustaría que fueran yo por unos días para que vean contra todo lo que tengo que luchar...". Vos no sabés, Jorge, lo difícil que ha sido ser yo, lo que tuve que luchar y lo feliz que soy por poder haber cerrado el círculo de mis inseguridades, de los prejuicios sociales, de la incertidumbre que supone estar fuera de la ley y, sobre todo, de la aceptación social.

¿Necesitás que sea yo misma quien diga que soy un hombre con documento de mujer, que soy papá y no mamá, que soy trava? ¿Te dejaría más tranquilo eso? ¿Te haría sentir, como en la edad media, que mi confesión sería purificadora? ¿Dejarías de calificar tan livianamente a todos de estúpidos, locos, delirantes e imbéciles? ¿Querés que queme mi DNI como acto de expiación?

Tal vez te resulte extraño e incompresible que yo tenga derecho a cambiar lo que según vos no debe cambiarse. Más extraño e incomprensible nos resulta a todos, Jorge, cómo has cambiado vos..."

Diario Veloz
Hoy
6 Puntos
1

People Flor de la V: de la polémica con Lanata a... ¿irse de Telefé?

En su programa Periodismo Para Todos, Jorge Lanata, insistió que Flor es "un travesti": "Yo dije que no voy a desmentir lo que dije, no voy a decir que Flor de la V es mujer, porque no lo es, es un travesti".Además, Lanata anunció que a Darío Grandinetti le iniciará acciones legales por calumnias e injurias porque al pedirle opinión del tema de la polémica entre Lanata y De la V dijo que al periodista "no hay que darle más entidad" y lo trató de "pelotudo".No es un buen año para Flor.

El entuerto con Florencia de la V parece no tener fin para Jorge Lanata, quien anunció nuevos juicios. Por su parte, la vedette y conductora podría dar sus últimos pasos en Tu Cara me Suena porque no se siente cómoda y quiere bajar la exposición pública por la polémica que se desató acerca de su elección sexual.

En su programa Periodismo Para Todos, Jorge Lanata, insistió que Flor es "un travesti": "Yo dije que no voy a desmentir lo que dije, no voy a decir que Flor de la V es mujer, porque no lo es, es un travesti".

Además, Lanata anunció que a Darío Grandinetti le iniciará acciones legales por calumnias e injurias porque al pedirle opinión del tema de la polémica entre Lanata y De la V dijo que al periodista "no hay que darle más entidad" y lo trató de "pelotudo".

No es un buen año para Flor. Primero por la muerte de su amigo y hermano, el diseñador Jorge Ibáñez. Luego, porque Telefé no le estrenó su programa propio que había promocionado en abril pasado y la colocó en Tu Cara me Suena. Lugar donde no se siente cómoda con la propuesta ni con sus colegas. El 20 de agosto pasado, inesperadamente, Flor faltó a los ensayos, y desde entonces se baraja la posibilidad de su partida del reality.

El lunes, Jorge Rial, en Intrusos en el Espectáculo (América), dio más datos de la supuesta mala relación entre Flor y las autoridades de Telefé. "Según me contaron en la producción es que a Flor le acercaron la propuesta de bajar a la mitad su cachet para continuar en la segunda temporada de Tu Cara me Suena", afirmó Rial que el futuro de Flor en el reality tendría los días contados.

La diva no aceptaría semejante oferta y dejaría el ciclo. El domingo pasado, Flor hizo su musical con All That Jazz, y para el próximo domingo tiene asignada la interpretación de Bob Marley. Si es certera la versión de Rial, el próximo domingo podría ser la última intervención de Flor en Tu Cara me Suena y luego se iría por unos días de descanso con su familia a Miami.

Por si fuera poco, Marcelo Polino salió a defenestrar a la diva: "El problema es que ella se creyó que era Susana o Mirtha. Mi conflicto nace con ella cuando Flor va como invitada a Intrusos y sólo dejó que Rial la entrevistara. Sus últimas apariciones fueron un mamarracho tanto en Tu Cara... como en las notas en Intrusos donde se larga a llorar", dijo el jurado de ShowMatch.

Diario Popular
26/08
10 Puntos
1

People Fernanda Iglesias habría llamado a Yanina Latorre y la habría insultado por criticarla

Fernanda Iglesias habría tenido una conversación telefónica privada con Yanina Latorre, en la que la periodista insultó y criticó a la mediática por distintas cuestiones. La periodista de espectáculos Fernanda Iglesias solía trabajar con Jorge Lanata en Radio Mitre, hasta que la joven decidió abandonar el programa para formar parte de "Nosotros al mediodía".

Fernanda Iglesias habría tenido una conversación telefónica privada con Yanina Latorre, en la que la periodista insultó y criticó a la mediática por distintas cuestiones.

 

La periodista de espectáculos Fernanda Iglesias solía trabajar con Jorge Lanata en Radio Mitre, hasta que la joven decidió abandonar el programa para formar parte de "Nosotros al mediodía". Su rol fue ocupado por Yanina Latorre, quien aprovechó la posición para criticar a su predecesora.

 

Latorre hizo declaraciones irónicas sobre Iglesias, tras el debut de la periodista en el nuevo ciclo encabezado por Fabián Doman. Según el portal Primicias Ya, Fernanda no dejó pasar la situación y enfrentó a la mediática a través de una llamada directa su celular en al que le dijo de todo.

Diario Veloz
25/08
6 Puntos
1

Capitanich negó vínculos entre la ley de abastecimiento argentina y la de Venezuela

Se trata de una disposición similar a la Ley de abastecimiento, que impulsa el kirchnerismo en Argentina.La ley intenta "garantizar la estabilidad de los precios", según se explicó en el informe. Después de que se sancionara la ley, aumentó la escasez. Ahora, en los supermercados de Caracas falta harina, manteca, aceite y leche.El informe.

El jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, negó hoy cualquier vinculación entre la nueva ley de Abastecimiento que impulsa el gobierno nacional con la vigente en Venezuela, y afirmó que la supuesta relación entre las dos normativas tiene que ver con "slogans" difundidos por sectores con "punto de vista neoliberal".

En su habitual conferencia de prensa matutina en casa de Gobierno, Capitanich recordó que la actual ley de Abastecimiento fue sancionada en 1974 cuando "(Hugo) Chávez no era el líder político que fue", y tuvo ratificación por un decreto del ex presidente Carlos Menem.

Además, explicó que la nueva ley de Abastecimiento "lo que hace es la atenuación de las penalidades", donde el el infractor no irá a la cárcel "pero tiene importantes penalidades en multas". 

En ese sentido, recordó que la Unión Europea aplicó multas por 2.600 millones de dólares, y aseguró que "los antecedentes a nivel mundial son múltiples".

Por lo expuesto, Capitanich aseveró que "todo lo que se pretende asociar entre una ley y otra (la argentina y venezolana) es falso y de falsedad absoluta".

Por otra parte, consultado sobre la comercialización de carnes, consideró que "es necesario trabajar en el volumen de producción", por cuanto "hay faena de animales de bajo kilo (menos de 250 kilos)".

Por lo expuesto, destacó la importancia de incrementar la estructura de forraje y generar los incentivos de aumento de kilos, y recordó que el 93 por ciento de la producción de carnes va al consumo interno.

No obstante, aseguró que "estamos en el mejor precio doméstico de la hacienda", y que entre el 2003 y 2007 hubo un incremento en el stock ganando bovino que llegó a 58 millones de cabezas. 

Lanata

Periodismo Para Todos, el programa de Jorge Lanata, viajó a Venezuela para observar la situación del país con la Ley de precios justos vigente. Se trata de una disposición similar a la Ley de abastecimiento, que impulsa el kirchnerismo en Argentina.

La ley intenta "garantizar la estabilidad de los precios", según se explicó en el informe. Después de que se sancionara la ley, aumentó la escasez. Ahora, en los supermercados de Caracas falta harina, manteca, aceite y leche.

El informe

La Voz del Interior
25/08
0 Puntos
1

Sports Jorge Lanata ratificó sus dichos sobre Flor de la V y atacó a Estela de Carlotto

Y terminó: "Flor de la V es un travesti, yo la respeto como tal, y todo el aparato represivo del Estado no va a hacer que yo diga lo contrario". El periodista Jorge Lanata volvió a referirse a la polémica por sus dichos contra Florencia de la V. "Una cosa es la verdad y otra, la mentira, son cosas distintas", agregó. "El Afsca me quiere obligar a hacer un curso contra la discriminación, a pedir disculpas o a dedicar espacio al tema", indicó.

El periodista Jorge Lanata volvió a referirse a la polémica por sus dichos contra Florencia de la V. Ratificó sus palabras, cuestionó a la Afsca y atacó a Estela de Carlotto y al actor Darío Grandinetti, que se refirieron al tema.

 

"Estoy en una situación de tire, pegue y gane un despertador. El Gobierno lo está aprovechando para pegarme", dijo, y siguió: "A Estela de Carlotto, no le voy a responder. Le pido que no haga como Hebe. Que no se sienta moralmente por encima de los demás, que no se crea San Martín, como en algún momento Hebe se creyó. Cuando Hebe se creyó San Martín, se quedó con la guita de la fundación, porque pensó que estaba más allá de la ley. Y dijo que los Schocklender eran sus hijos".

 

"Darío Grandinetti me insultó. Dijo, ´Lanata es un pelotudo´. No me voy a bancar que me insulten así que le voy a hacer un juicio por injurias. Espero que toda la plata que junto con el Gobierno le sirva para buscar abogados ahora", agregó.

 

Y siguió: "A ninguno lo vi tan indignado como con lo de Flor de la V con Boudou, con Jaime, con Lázaro, ni con Gildo Insfrán ni Fariña. En el caso de Estela de Carlotto, lo banca a Milani. No le indigna un milico que hizo desaparecer dos colimbas, le indigno yo que digo que Flor de la V es un travesti. Que es lo que es. No estoy diciendo no dejen que se case ni que adopte. No me hagan decir que es algo que no es".

 

Lanata luego se preguntó si las reacciones en su contra no serían "una pequeña expresión de algo más grande". Y cuestionó si no estaríamos "convencidos de cosas que no pasan". "¿No será que en el fondo tengamos que inventarnos que es mujer para justificar que tiene una familia?", preguntó. "Una cosa es la verdad y otra, la mentira, son cosas distintas", agregó.

 

"El Afsca me quiere obligar a hacer un curso contra la discriminación, a pedir disculpas o a dedicar espacio al tema", indicó. Y expuso su postura: "No voy a desmentir lo que afirmé. No me van a ver diciendo ´Flor de la V es mujer´, porque no lo es, es un travesti. Si quieren que dedique espacio al tema, lo voy a hacer, pero voy a hacer más evidente que nunca la censura. Les doy 4 horas por día en radio Mitre. Quiero que la gente los escuche a ustedes para que sepan que me están censurando a mí. Yo no voy a estar convalidando eso. Pero les doy mi espacio. Quiero que la gente sepa que me están obligando a eso".

 

"Si piensan que no estoy capacitado para estar al aire, prohíbanme", le dijo al Afsca. Y terminó: "Flor de la V es un travesti, yo la respeto como tal, y todo el aparato represivo del Estado no va a hacer que yo diga lo contrario".

Diario Veloz
25/08
8 Puntos
1

Darío Grandinetti defendió a Flor de la V y ahora Jorge Lanata le hará juicio

Flor de la V es un travesti y la respeto así y el aparato represivo del estado no va a hacer que yo diga lo contrario". Si quieren que le dedique espacio al tema no hay problema, les doy las cuatro horas de radio Mitre, para que sepan que me están censurando", reafirmó el periodista.Para cerrar, Lanata reivindicó sus dichos y redobló la apuesta: "Si creen que no estoy capacitado para estar al aire, hagan un decreto y prohíbanme.
Crédito:

Jorge Lanata volvió a referirse a la polémica con Flor de la V en su programa Periodismo para todos, donde además de repetir que la cómica "no es una mujer", confirmó que iniciará acciones legales contra el actor Darío Grandinetti, que le dijo "pelotudo".

"Una cosa que dijiste al pasar se convierte en escándalo, pero uno no maneja eso y toda esta semana se habló de lo de Flor de la V. Estuve más en América que acá. Creo que esto de Flor de la V toca otro tema y opinó la gente más insólita y el Gobierno aprovecha para pegar. Por ejemplo, un actor progre estrena una película y opina, un periodista que se va a separar habla de mí", arrancó el periodista.

"A Estela de Carlotto, no le voy a responder, le pido que no haga como Hebe, que no se sienta por encima de los demás, que no se crea San Martín. Dario Grandinetti me insultó y dijo que yo era un pelotudo. No voy a soportar que me insulte y le voy a hacer un juicio por injurias", sentenció.

Aseguró que "ni al actor progre, ni al cómico, ni a la abuela" los había visto tan indignados con Boudou, ni con Jaime, ni con Baez o Fariña, "que son las cosas que perjudican mucho".

"A la presidente de Abuelas de Plaza de Mayo no le indigna un milico que hizo desaparecer dos colimbas (MIlani), le indigné yo que dije que Flor de la V es un travesti, no dije que no se case, que no adopte, pero no me hagan decir que es algo que no es", reiteró.

Más tarde, en su descargo comentó: "En un blog dijeron que 'no es mujer, no es madre, eso no la hace peor, sino que pone en evidencia los mecanismos de mentira de la sociedad argentina'. Estamos convencidos de cosas que no pasan y cuando alguien dice 'no pasa esto' todos lo putean porque no quieren que el engaño se rompa".

"Yo no tengo problema con que Flor de la V tenga una familia, no necesito que sea mujer para justificar que tiene una familia, de hecho dije que no creo que en el documento tenga que estar el sexo. En el blog que mencione un comentario dice '¿lo facho no será querer ver a Flor de la V como mujer y pensar que es Maru Botana? ¿No es más sano la aceptación de todo el abanico?'", siguió.

"Flor de la V no es mujer, del mismo modo que esta no fue la década ganada, del modo que no bajó la deuda pública y que Néstor no fue el salvador de la Argentina. El AFSCA me quiere obligar a hacer un curso contra la discriminación, pedir disculpas o darle espacio al tema, ya dije que no voy a desmentir lo que dije, no voy a decir 'Flor de la V es mujer', porque no lo es, es un travesti". Si quieren que le dedique espacio al tema no hay problema, les doy las cuatro horas de radio Mitre, para que sepan que me están censurando", reafirmó el periodista.

Para cerrar, Lanata reivindicó sus dichos y redobló la apuesta: "Si creen que no estoy capacitado para estar al aire, hagan un decreto y prohíbanme. Flor de la V es un travesti y la respeto así y el aparato represivo del estado no va a hacer que yo diga lo contrario".

Infobae
25/08
2 Puntos
1

Polino: “Florencia de la V no es querida en el ambiente”

Yo tengo muchas diferencias con ella pero no tiene nada que ver con su elección de vida”, arrancó conciliador el periodista, marcando diferencias con los comentarios de Jorge Lanata.Pero luego fue implacable con la conductora. EscríbanosMarcelo Polino revivió su viejo enfrentamiento con Florencia de la V y, ahora, la criticó por “creerse Susana Giménez y Mirtha Legrand, al tiempo que aseguró que la capocómica “no es querida en el ambiente”.“Nadie le va discutir que la vemos como mujer.

Escríbanos

Marcelo Polino revivió su viejo enfrentamiento con Florencia de la V y, ahora, la criticó por “creerse Susana Giménez y Mirtha Legrand, al tiempo que aseguró que la capocómica “no es querida en el ambiente”.

“Nadie le va discutir que la vemos como mujer. Yo tengo muchas diferencias con ella pero no tiene nada que ver con su elección de vida”, arrancó conciliador el periodista, marcando diferencias con los comentarios de Jorge Lanata.

Pero luego fue implacable con la conductora. "El medio le da la espalda porque ella no es querida en el ambiente. Se portó muy mal con mucha gente. Yo te puedo hacer una lista de gente que la detesta. Ella que habla de la identidad de género, yo trabajé con ella, las travestis la esperaban a la salida del teatro y salía por otra puerta", sostuvo en su ciclo Quién es quién de Radio 10.

"Somos 20 los que estamos dando vuelta y somos 20 los que empezamos juntos. Quiso dar un paso más largo de lo le daban las piernas. Se creyó que era Susana y Mirtha”, agregó.

Polino precisó que las diferencias con Flor comenzaron por una actitud de ella en una visita a Intrusos. “Nos hizo bajar a todos porque quería una entrevista a solas con Rial. Yo la conozco del día cero, nos conocemos de toda la vida, entonces me parece que la gente no la critica por travesti, la critica por las actitudes", remarcó.

"Ha tenido actitudes horribles, algunas que se pueden contar y otra que no. Se fue del Bailando porque dijo que le quedaba chico el formato ¡una locura! Ahora está reemplazando a Coki Ramírez en Tu cara me suena haciendo un mamarracho, porque es un mamarracho lo que hace", remató un indignado Polino.

La Razón
24/08
6 Puntos
1

Vernaci disparó contra Lanatapor la polémica sobre Flor de la V

En la polémica abierta tras las declaraciones de Jorge Lanata sobre la identidad de género de Flor de la V, todos parecen tener algo que decir.

En la polémica abierta tras las declaraciones de Jorge Lanata sobre la identidad de género de Flor de la V, todos parecen tener algo que decir. Quien se metió en ella fue ahora la explosiva Elizabeth Vernaci, durante una entrevista que concedió al programa 'AM'.

Consultada sobre lo sucedido, la Negra disparó: "Que Lanata se ponga a hablar de la sexualidad de Florencia no suma para nada. Que no se meta".

Y continuó: "Primero hace el quilombo, después propone otra cosa. Lanata quiere que hablen de él. Vamos a darle el gusto".

No obstante, la jurado de 'Tu cara me suena' aclaró: "Yo lo quiero a Jorge, pero uno a veces mea afuera del tarro, y en este caso, él meo fuera del tarro"

El día
23/08
0 Puntos

Escándalos que retrasan

El riesgo es terminar instalado en la vereda de los otros, en la incómoda compañía de personajes verdaderamente reaccionarios, compartiendo un espacio que no honra a nadie.Debería subrayarse que, cuando se convoca a estos fantasmas, no sólo emerge una Argentina atrasada sino también el retrato perfecto de nuestra impotencia, la certeza, otra vez, de que no podemos cumplimentar el apotegma orteguiano: .

Deberíamos rendirnos ante las evidencias acumuladas a lo largo de los años: muchos argentinos experimentamos una pasión malsana por poner en debate las cuestiones que ya resolvimos en el pasado, la misma pasión con la que nos esforzamos por eludir la discusión sobre nuestros problemas de fondo.

El resultado salta a la vista: el deporte nacional parece ser el cultivo de la minucia, un entretenimiento masivo potenciado por los medios electrónicos y empujado por algunos comunicadores que hablan de la impunidad ajena mientras ellos mismos no se evitan practicarla.

Sucedió otra vez en los últimos días, cuando Jorge Lanata arremetió contra Flor de la V y su condición de género, para poner otra vez en debate un tema que ya parecía resuelto y, de paso, proporcionar las pruebas de que somos muchas cosas, menos tolerantes.

Por cierto que todos tienen derecho a opinar y expresar su disidencia sobre distintos temas. Pero, embarcado el país en un viaje en la primera clase del Titanic, no pocos se entretienen escuchando a la orquesta, como si ignoraran que ese concierto puede ser el último. Y aquellas expresiones encontraron eco en quienes no necesitan demasiado estímulo para exponer retazos de lo que podría considerarse como lo peor del pensamiento nacional y popular.

Rápido de reflejos, el todopoderoso intendente del partido bonaerense de Tres de Febrero, Hugo Curto, hizo su aporte al tildar de ?enfermos? a los travestis, y el periodista Eduardo Feinmann volvió a hacer gala de la amplitud que lo caracteriza, al solidarizarse con los dichos de Lanata, quien, a esa altura, ya se había disculpado.

El mecanismo moral, en todo caso, se transparenta en ese gesto último, en esa certeza de que una ofensa puede ser remediada con un simple pedido de disculpas.

Es preocupante que aún hoy en la Argentina algunos quieran discutir cosas que ya estaban bastante claras en la Inglaterra isabelina, a juzgar por lo que trasuntan no pocas obras de William Shakespeare, para quien identidad sexual y sexo biológico no eran la misma cosa.

También es preocupante suponer que, más allá de la libertad de expresión, hay licencia para el exabrupto, en ese juego del vale todo por el rating. Más aún si se tiene en cuenta que quien inicia este juego mediático no ignora que está convocando a las siempre ávidas bestias de la intolerancia. El riesgo es terminar instalado en la vereda de los otros, en la incómoda compañía de personajes verdaderamente reaccionarios, compartiendo un espacio que no honra a nadie.

Debería subrayarse que, cuando se convoca a estos fantasmas, no sólo emerge una Argentina atrasada sino también el retrato perfecto de nuestra impotencia, la certeza, otra vez, de que no podemos cumplimentar el apotegma orteguiano: ?argentinos, a las cosas?.

La Voz del Interior
23/08
3 Puntos
1

People Audio | Grandinetti le dijo "pelotudo" a Lanata

Darío Grandinetti tildó de "pelotudo" a Jorge Lanata luego de la polémica generada en torno a los dichos del periodista sobre la identidad de Florencia de la V.

Darío Grandinetti tildó de "pelotudo" a Jorge Lanata luego de la polémica generada en torno a los dichos del periodista sobre la identidad de Florencia de la V.

"No es mujer, es un travesti, no se me ocurrió a mí, es así. No se convertiría en mujer porque le corten el pito, sería un hombre al que le cortaron el pito", fueron las declaraciones del conductor de PPT que generaron debate y hasta denuncias por discriminación.

En declaraciones a Radio Del Plata, el protagonista de "Relatos Salvajes" aseguró que esas palabras "atrasan 50 años", y añadió: "Pienso lo mismo que pensaba de este señor hace unos meses, cuando se estaba por sancionar la ley".

"Dejemos de darle entidad a este pelotudo. Lo que yo propongo es que dejemos de darle bola a este señor, que nos pongamos de acuerdo y no replicarlo; si no le importa a nadie lo que dice. Es un pelotudo. No me quiero calentar", cerró.

Diario Popular
22/08
16 Puntos
1

Money Flor de la V irá a la justicia contra Lanata

La actriz Florencia de la V le iniciará acciones legales al periodista Jorge Lanata, quien aseguró que ella "no es mujer, es travesti".

"Con temas así no se puede joder y menos con las personalidades de las personas porque generan dichos ofensivos.Con una cosa así, la gente se cree con el derecho a ofender a otra persona. Para mí es muy grave lo que pasó, es muy doloroso. La Ley de no discriminación tiene que salir, hay que ponerle un freno a estas personas", sostuvo.

Y agregó: "Siempre que me han atacado fue por mi sexualidad. No me sorprendió lo de Lanata, si un día está de un lado y otro día está de otro. Yo no lo escuché, me enteré porque me empezaron a llamar por teléfono. Si bien las cosas duelen, he aprendido a que no me afecte tanto. Lo que sí creo es que fue con mucha intencionalidad. El decir 'no sos madre' fue muy doloroso. Yo me considero artista y me considero mamá. Trato de ser la mejor mamá del mundo".

"Él pertenece a un grupo de gente que piensa como él. Puede pensar diferente, lo que no puede es ofender. Le estamos iniciando una causa penal", dijo muy acongojada y con lágrimas, en el piso de "Intrusos" ante Jorge Rial.

Añadió: "De verdad hay mucha homofobia en la televisión. Mi figura y mis logros le molestan a mucha gente. No me perdonan el crecimiento y no entiendo por qué. Me di cuenta que para perdurar hay que abrir nuevos senderos. He logrado mi programa en Telefe y diariamente tengo que construir la mujer que soy".

"Siento que a la gente le provoca odio mi felicidad, que sea tan feliz con mi familia, con mis hijos, que me mueva con tanta naturalidad. La televisión educa y también engendra violencia. Con la palabra se ha hecho mucho daño a la humanidad. Ojo con las cosas que se dicen", advirtió.

Además señaló: "No necesito andar con un cartel luminoso que diga travesti argentino.

Yo pensé que estaba sola en el mundo, no sabía que había un futuro para personas como yo. Lo mío tiene que ver con un ejemplo de lucha, de que todo se puede en la vida si uno quiere. No pretendo que todo el mundo piense como yo, no se puede herir, lastimar, ser cruel con un ser humano. Yo estoy sentada acá porque mi marido me dijo que tenía que hablar. Yo siento que no tengo que estar constantemente aclarando cosas que se dicen".

"Llegué pero no me aceptan. A mí me costó mil veces más que a cualquier persona llegar a donde estoy. Me tengo que encontrar diariamente con el prejuicio. Le tengo que agradecer a Tomás Yankelevich hasta el día que me muera por darme mi programa. Él se estaba jugando una carta muy importante por los auspiciantes. Yo sigo existiendo por la gente, la gente es la que me elige y me pone en este lugar".

Por último, contó de su maternidad: "No tengo manual porque no tuve mamá, pero sí sé que les doy todo el amor que puedo a mis hijos. Cocino con mis hijos, siento que esos recuerdos los van a proteger en el futuro de cualquier daño que les quieran hacer. Van a decir 'mi mamá es la que me abrazaba, la que cocinaba conmigo', eso es lo que soy y lo que trato de hacer, moverme en un mundo heterosexual de la mejor manera, con respeto y sin molestar a nadie".

"Una puede ser una chica trans y tener el derecho a vivir como cualquier mujer argentina. La mejor manera de combatir el odio es el amor puro, que haya olor a familia en la casa y mucho cariño", cerró.

Por su parte, el marido de Flor de la V, el odontólogo Pablo Goycochea, también se refirió a los dichos Jorge Lanata: "No es fácil, es de una gran injusticia todo. A veces no quiero hablar para no decir cosas que sean muy duras. Pierden su tiempo hiriendo, dirigiéndose de manera inapropiada, con palabras de mal gusto y cobardemente. La injusticia no me la banco, no la tolero y no la voy a permitir".

Por último habló de sus hijos: "A nuestros hijos, como padres responsables que somos, los vamos a educar diciéndoles que Flor es una mamá travesti. Cuando yo a mis hijos de mi primera etapa de vida les conté que estaba con Flor, fuimos hablando y la aprendieron a querer, a amar, a compartir salidas. Hoy vienen a casa, se quedan el fin de semana, es una familia moderna, ensamblada".

ámbito
23/08
0 Puntos
Anuncio
Anuncio
Anuncio